Fertilización en maíz: La necesidad de magnesio

Crecer. El blog de Grupo Fertiberia en el que encontrarás noticias, consejos y toda la información para que estés al día en el mundo agrícola.

Volver

15
mar

/Consejos agrícolas

Fertilización en maíz: La necesidad de magnesio

Por Ana Pilar Embid

  • Compártelo

La situación actual de la agricultura obliga a los productores a buscar la máxima eficiencia en cuanto al manejo de sus explotaciones, buscando máxima producción y calidad, así como una optimización de los inputs.

 

El conocimiento de la fertilidad del suelo y de las necesidades de nutrientes del cultivo, así como los momentos de máxima demanda en cada uno de ellos, permite llevar a cabo una fertilización más precisa, racional y eficiente.

Cada uno de los nutrientes tiene un papel fundamental en el desarrollo vegetativo del cultivo, tanto en el caso de los macroelementos nitrógeno, fósforo y potasio, como en los microelementos.

El maíz es un cultivo con una demanda importante en nutrientes (23 UFN/t – 10 UFP/t – 19 UFK/t) que ha incrementado sus producciones de forma considerable en los últimos años, gracias a la mejora genética y al perfeccionamiento de las técnicas de producción.

Este aumento en la producción de maíz ha supuesto un incremento en la necesidad de aplicación de insumos, tanto de agua como de nutrientes. Es por tanto vital para el correcto desarrollo de la planta la aplicación de fertilizantes cuyo contenido de respuesta a las carencias que presentan nuestros suelos y que antes no se veian reflejados en el desarrollo de los cultivos.

Necesidades en NPK del maíz por fenología 

Además de nitrógeno, fósforo y potasio, y especialmente en cultivos de regadío y altas producciones, es importante tener en cuenta elementos secundarios y micronutrientes como el azufre, el magnesio y el zinc.

Fertiberia cuenta con una enorme base de datos de suelos a nivel nacional que ha permitido analizar los niveles de nutrientes en cada zona, encontrando en los elementos citados contenidos medios o bajos en la mayor parte de la zona norte peninsular.

La detección de estas carencias ha impulsado durante los últimos años la realización de numerosos ensayos de campo para analizar y conocer los efectos de la aplicación directa de todos ellos sobre la producción en maíz.

En el caso del magnesio, durante las dos últimas campañas y en colaboración con la Universidad de Lleida, Fertiberia ha llevado a cabo ensayos aplicando este elemento secundario vía foliar antes de floración, momento de máxima demanda en nutrientes por parte del cultivo).

Esta aportación de magnesio complejado vía foliar, utilizando el producto Microfer Mg del Grupo Fertiberia, ha incrementado la producción dos años consecutivos en 700 y 500 kg/ha respectivamente en zonas con niveles limitados de este nutriente.

 

Microfer Magnesio
con ácido lignosulfónico


Composición
Óxido de magnesio soluble en agua: 10,0%
Óxido de magnesio (MgO) complejado por ácido lignosulfónico: 10,0%

ver producto

Agente complejante

El ácido lignosulfónico es un polímero orgánico derivado de la lignina, de origen natural, no contaminante e inocuo para la fauna y la flora y está admitido por la legislación española de fertilizantes para su uso en agricultura como agente complejante. La actuación química del ácido lignosulfónico es similar a la de los quelatos sintéticos pero a diferencia de éstos, es biodegradable y no se acumula en el suelo.

Aportado junto a los fertilizantes, protege a los metales de posibles retenciones permanentes por parte de arcillas, óxidos e hidróxidos o carbonatos que insolubilizarían al nutriente en el suelo, liberándolos de forma gradual y estableciéndose un equilibrio en el cual pueden ser absorbidos según las necesidades de las plantas.

 
  • Compártelo
Volver

Comentarios

Deja tu comentario

Artículos relacionados

Volver

© Fertiberia, S.A. 2019. Todos los derechos reservados